Es una mala señal para el mundo, afirma CAP

La Cámara de Anunciantes del Paraguay (CAP) criticó ayer la señal que se envía al mundo y a los contribuyentes locales que aportan, de que aquí las leyes se pueden cambiar de acuerdo al clima, a la situación política o por lo que sea, asevera la CAP, al dar su posición sobre los cambios introducidos por el Gobierno al IRP, vía decreto.

Al respecto, el presidente de la cámara, Carlos Jorge Biedermann, aseveró que nunca siquiera se habló de que el impuesto a la renta personal era un “impuesto recaudador”, ya que su intencionalidad era ayudar a la formalización de la economía, haciendo que el contribuyente pida facturas y las deduzca de su IRP.

Añadió que el sector privado fue el que impulsó la implementación del citado impuesto, pensando en que se respetarían las reglas de juego y el respeto a la ley y a la Constitución Nacional. “Además, el proceso de inclusión al IRP no está concluido”, lamentó el dirigente empresarial.

Biedermann afirmó que hoy el Gobierno más bien debería ocuparse “en forma obsesionada” a cobrar impuestos a quienes no aportan, o no aportan lo que deberían, pero que cada vez “están más tranquilos y felices”.

“Con otros gremios defendimos este impuesto en su momento, porque nunca tuvo intenciones recaudadoras y ahora lo están pervirtiendo”, lamentó el empresario.

 

Fuente: ABC Color

Comentarios de Facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest