El talento humano para la innovación y la competitividad

El talento, es el diferenciador económico más significativo. Ulisses Cabral, country manager de Manpower Paraguay, comenta sobre la situación actual en cuanto a las habilidades, rasgos y capacidades que los líderes necesitan para impulsar el rendimiento en el ambiente de negocios. Asimismo, si las organizaciones toman en cuenta los resultados que miden la efectividad del liderazgo apuntando a un rendimiento sostenible.

Las personas con habilidades de alta demanda constituirán el “recurso natural” más escaso en los próximos años. Para asegurar a las empresas como destinatarias de talentos de primer nivel, los líderes con visión de futuro están creando estrategias de fuerza de trabajo para obtener una ventaja competitiva en la identificación, gestión y desarrollo del talento.

Observando cómo están cambiando las compañías y los mercados, vemos cuatro grandes tendencias de transformación en el lugar de trabajo que afectan directamente al liderazgo:

  • Demografía/Escasez de talento: Debido a los cambios demográficos y sociales, las empresas están luchando para encontrar personas que cuenten con los conocimientos y habilidades que se requieren en el mercado laboral actual.
  • Incertidumbre: Para prosperar en medio del actual entorno de constante cambio y ambiente global, las organizaciones deben ser ágiles para anticipar y responder a las fuerzas económicas, demográficas y tecnológicas transformadoras que están cambiando al mundo
  • Innovación tecnológica: La tecnología está generando nuevos modelos de negocio, y las organizaciones son cada vez menos jerárquicas y más fragmentadas. La combinación de talento y tecnología, y la toma de decisiones correctas acerca de internalización, externalización y colaboración requerirán ideas innovadoras de liderazgo.
  • Nueva segmentación de los mercados: interconexión global ha llevado a los consumidores a esperar mayor valor y precios más bajos, mientras la competencia y la innovación se aceleran.

Por ello la habilidad de un líder en la creación y el fomento de una cultura que atrae, compromete y retiene a los mejores talentos, es fundamental para el éxito. Incluso las estrategias corporativas mejor trazadas pueden verse estancadas si la organización es incapaz de encontrar el talento adecuado y aprovechar plenamente su potencial.

Es importante que los líderes se conviertan en modelos de transparencia y que su comportamiento ético caracterice a todas las relaciones de trabajo, generen confianza, reciban y actúen a partir de la retroalimentación; creando oportunidades para que otros puedan crecer y tener carreras significativas.

Las organizaciones se vuelven más colaborativas, a nivel interno y externo

Los líderes efectivos son partidarios proactivos del desarrollo de la carrera individual e invierten tiempo y energía en la creación de prácticas de gestión de personas que permitan a los empleados mejorar sus habilidades y cualidades.

El rendimiento del liderazgo parte de un esfuerzo individual y deriva en consecuencias para toda la compañía, y resulta más probable que la organización obtenga su mejor desempeño cuando un líder desarrolla las habilidades para proporcionar una visión compartida. La obtención de un rendimiento sostenido requiere líderes capaces de equilibrar los ingresos a corto plazo y las preocupaciones económicas con estrategias a largo plazo para el desarrollo empresarial.

La transformación del liderazgo eficaz consiste en articular una visión que dé a los empleados el “porqué” de sus contribuciones, une sus esfuerzos hacia un objetivo común. Los líderes eficaces aseguran que el negocio funcione a partir de un conjunto coherente de estrategias, al tiempo que permiten la flexibilidad para adaptarse a las necesidades y culturas locales

La clave para crear una organización más competitiva consiste en mejorar el compromiso y la participación de los empleados, esto se inicia en los más altos niveles de la empresa. Los líderes eficaces impulsan a sus empleados   a ponerse del lado de la empresa, así ellos entienden la importancia de su papel para ayudar a la empresa a alcanzar sus objetivos.

Las organizaciones necesitan líderes flexibles, ágiles y valientes que se sientan cómodos navegando en medio del riesgo.

Colaboración efectiva, construir equipos de alto rendimiento, y capacidad organizacional

Los grandes líderes tienen que tomar decisiones valientes, se atreven a tomar riesgos y aprovechan las oportunidades; fomentan la innovación y recompensa, cambian de enfoque cuando sea necesario y por sobre todo muestran confianza en sí mismos.

Los líderes empresariales necesitan tomar acciones decisivas sobre la base de principios fuertes para adaptarse a la mezcla de cambios sin precedentes que afectan a los negocios de hoy, las organizaciones necesitan líderes flexibles, ágiles y valientes que se sientan cómodos navegando en medio del riesgo; apasionados respecto a la inversión en oportunidades de desarrollo de habilidades para sus empleados; e innovadores en cuanto a la forma de aprovechar el talento para seguir siendo competitivos.

 

 

Artículo escrito por: Ulisses Cabral.

Cargo: Country Manager – ManpowerGroup Paraguay.

Biografía: Especialista en Gestión del Talento y Estrategia Corporativa. Licenciado en Marketing, con posgrados en Management, Gestión Empresarial y Dirección Comercial. Cuenta con experiencia de más de 20 años en la dirección de empresas nacionales y multinacionales. Especializaciones en Liderazgo, Innovación & Change Management. Certificado en Coaching Ontológico & PNL.

Acerca de ManpowerGroup Paraguay: ManpowerGroup es líder mundial en soluciones innovadoras de capital humano. Empresa multinacional con presencia en 85 países y más de 4000 sucursales, presente en Paraguay hace 22 años, siendo líder de servicios de tercerización y selección de personal, selección ejecutiva, evaluación de potencial y soluciones de consultorías.

Comentarios de Facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest