Actualidad al aire

En un mundo hiperconectado y saturado de información, los medios tradicionales de comunicación se encuentran a diario con el desafío de ofrecer un servicio actualizado, veraz y con suficiente valor agregado como para competir con medios como las redes sociales.

Óscar Acosta habló con la redacción de la Revista CAP para dar a conocer el “detrás de cámaras” de un noticiero, explicando de qué manera este puede permanecer a la vanguardia y ofrecer información de calidad a los televidentes.

• ¿Podría hablarnos de la producción, a grandes rasgos, de un noticiero?

Un equipo de producción, en el caso de Telefuturo, se encarga de monitorear las tendencias del día para elaborar la rutina de cada jornada asignando a los periodistas (cronistas) la cobertura de los sucesos. El equipo está liderado por el gerente de prensa o el jefe de ese departamento, que marcan las prioridades de las noticias en desarrollo o el seguimiento de los temas ya abordados en los días anteriores. El trabajo de redacción y edición de los materiales audiovisuales parte de los propios periodistas, cuyos textos son verificados para luego terminar los mismos y que estén disponibles para su emisión en los servicios informativos.

La producción propiamente se sustenta en la tarea de todo el equipo y el uso de las redes sociales que sirven para elaborar una agenda, previa verificación de los sucesos que tienen esas fuentes.

La mejor manera de abordar las noticias es la verificación permanente

• ¿Cuáles son los principales objetivos, en esto?

La idea es siempre construir un espacio informativo que, para el tiempo disponible en televisión, pueda abarcar los hechos informativos que se destacan en una determinada jornada y atraer al televidente a mirar ese contenido. El público obviamente tiene una variada oferta y, si decide seguir viendo la oferta, se entiende que valida la misma.

• Considerando lo anterior, ¿cuáles son las prioridades al organizar el noticiero?

Tratamos siempre de mostrar una síntesis de las noticias que impactan en el interés de la mayoría. En estos tiempos, la economía, la inseguridad, el desempleo y la crisis ocasionada por la pandemia por ejemplo, son temas sobre los cuales la gente muestra mucho interés y por ello, a la hora de seleccionar la oferta informativa, estos asuntos son preponderantes.

• Aun así, pueden haber cambios. ¿Cómo gestionar adecuadamente los cambios de última hora?

Por supuesto que todo el aparato de producción y edición de noticias está suficientemente entrenado para, llegado el caso,cambiar sobre la marcha el enfoque del servicio si ocurriera algún hecho relevante. Aquí los protagonistas directos son los conductores, hombres y mujeres, con suficiente experiencia para sostener el relato con una solvencia que brinda al televidente la seguridad de estar informándose adecuadamente.

• ¿Cuál considera, en nuestros medios, la mejor manera de abordar las noticias?

La mejor manera de abordar las noticias es la verificación permanente. Una vez seleccionado el tema el equipo cruza información, acude a la fuente, se cerciora de los datos y se trata de elaborar un material que muestre el hecho con suficiente claridad y veracidad.

Tratamos siempre de mostrar una síntesis de las noticias que impactan en el interés de la mayoría

• Del otro lado de la pantallla, ¿qué papel cree que ejerce el espectador?

Estamos controlados.Ya no existe la comunicación unidireccional. El ciudadano descarga su opinión, elogio o crítica, en tiempo real. Que no se quiera asumir es cuestión de cada medio.

• ¿Cuáles cree que son los principales desafíos para la industria de las noticias, en nuestro mercado?

Sin duda, la aparición disruptiva de las redes sociales torna difícil a los medios convencionales competir en instantaneidad, dado el formato de la emisión de noticias en horarios predeterminados.

Sin embargo, al disponer de las mismas armas, es posible estar presentes en el desarrollo de los eventos y aún más, anticipando y proyectando la emisión de los noticieros, adicionando sus propios recursos, voz e imagen de los protagonistas.

¿Y cuáles cree que son algunas deficiencias o aspectos que deberían mejorarse?

Cada jornada es un desafío. En mi caso, y creo que todos en el medio, el noticiero de mañana puede y debe ser mejor que el de hoy. No existe techo, siempre es posible ofrecer un mejor producto y ese modo de entender el tema nos lleva a intentar cada día ser mejores.


• ¿Algo que quiera añadir?

Finalmente, dado lo expresado anteriormente, nuestro compromiso es cada día intentar dar insumo a los televidentes. Que lo que reciba les sirva de base para crear su propia opinión.

Comentarios de Facebook

Pin It on Pinterest